sábado, 13 de febrero de 2016

TRANSICIÓN: DE LA LUNA AL SOL (poesía)





      En la adolescencia aprendí a mirar la luna.
La luna movía mi alma atrayendo
la melancolía y la tristeza.
La luna ejercía un extraño magnetismo,
que al mirarla me hacía llorar:
La luna  tiene un lado oscuro,
lleno de heridas de algunas batallas
y en su memoria las recuerda y las llora.
TRASCENDER VIEJA LUNA: DILUIR  PASADO


En la edad madura aprendí a mirar el sol.
Sol atrae mi mirar:  en mi alma su luz.
Su rostro es siempre el mismo: radiante.
El sol es generoso y  nos da calidez:
por dónde pasa irradia y todo crece.
 Sol es generador de vida, le admiro.
Me da su mano para poder elevarme.
El eje solar me da la estabilidad.
Sus rayos cicatrizan las viejas heridas
y con él vuelvo a confiar en la vida.
ASCENDER AL IDEAL: CON CORAZÓN


NO TE OLVIDES DE ABRAZARTE AL SOL:
TE ESPERA EN EL CENTRO DE TU ALMA.









No hay comentarios:

Publicar un comentario